San Salvador, 25 de junio - 01 de julio de 2007
NOTICIAS
INTERNACIONALES
OPINIÓN
ENCUENTROS
EL ÁGORA
PLÁTICAS
CARTAS
ESPECIALES
EDICIÓN ANTERIOR
ARCHIVO
SUSCRIBIRSE
RSS EL FARO
 
 

OPINION / COLUMNA TRANSVERAL

¡Mandemos más tropas a Iraq!

Paolo Lüers
[email protected]
Publicada el 14 de agosto - El Faro
Enviar Imprimir

Esta semana, el jueves 10 de agosto, leo en La Prensa Gráfica un artículo titulado “Iraq tuvo 8 mil muertes violentas a mitad 2006”. Hago las matemáticas macabras que ya estamos acostumbradas hacer los que habitamos El Salvador: 8 mil muertos violentos en medio año, equivale a 1 mil 333 muertes violentas al mes y a 44.44 muertos al día.

El "body count" casero -las muertes violentas en El Salvador- parece que actualmente está alrededor de 14 asesinados al día. Pero nosotros sólo tenemos 6.7 millones de habitantes, Iraq tiene 27.8 millones de habitantes, incluyendo las tropas de ocupación (norteamericanas, británicas, el batallón Cuscatlán y otros) serán unos 28 millones, quiere decir 4.18 veces más. Entonces, dividiendo los 44.44 muertos diarias de Iraq entre 4.18, para hacer la cifra comparable con El Salvador, llegamos a 10.63 muertes violentas al día. O calculado de otra manera: Iraq tiene 1.58 muertes violentas por día y por 1 millón de habitantes; El Salvador tiene 2.09 por día y millón de habitantes.
¡Ganamos a Iraq!

Después de 14 años de haber puesto fin a la guerra; después de haber desmantelado las fuerzas insurgentes y los batallones especiales anti-insurgentes; después de haber desmantelado los comandos urbanos guerrilleros, los escuadrones de la muerte militares y paramilitares; después de haber desmantelado la Guardia, la PH y la PN; después de recolectar y destruir miles de armas de guerra, todavía logramos asesinar a más gente por millón de habitantes que en Iraq, donde opera la red terrorista Al Qaeda; donde operan las tropas americanas apoyadas por la más sofisticada tecnología militar, buques, aviones, misiles; donde operan fuerzas élite de 26 naciones, incluyendo nuestro batallón Cuscatlán; donde además operan y se combaten mutuamente las milicias kurdas, las milicias sunnitas, las milicias shiitas y las nuevas fuerzas policiales y militares de Iraq entrenadas por la coalición dirigida por Estados Unidos. Con todos estos aparatos militares, insurgentes y terroristas -no guardados, sino desplegados, en acción, en ofensivas- en Iraq no logran una mortalidad por violencia comparable con la nuestra. ¡Ni Bush, Osama Bin Laden y Saddam Hussein juntos nos ganan!

Me pareció tan increíble que decidí corroborar las cifras. Bueno, las cifras de Iraq, porque las salvadoreñas no están en cuestión. Comencé a navegar en Internet, visitando docenas de sitios especializados en contabilizar las muertes en Iraq, incluyendo cadenas internacionales como CNN (Estados Unidos), CBC (Canadá) y BBC (Gran Bretaña), y sitios independientes como el ICCC (Iraq Coalition Casualty Count) y el ICB (Iraq Body Count).

Uno entra en un mundo macabro de matemáticas de mortalidad, violencia. Al principio una gran confusión. No hay fuentes oficiales. El Pentágono sólo cuenta los muertos propios y de sus aliados, ni si quiera cuenta a los soldados caídos de Iraq, entrenados y comandados por ellos, mucho menos a los civiles.

Los sitios independientes, respaldados por ONGs y académicos estadounidenses, recogen la información de los medios, de los hospitales y cuerpos de socorro y de las autoridades civiles y militares.

Es complicado comparar las cifras, porque cada uno usa diferente metodología, ordena los datos por diferentes criterios y períodos. Pero por más que uno calcula, siempre sale una cifra bastante comparable con la que encontramos al principio en La Prensa Gráfica.

Por ejemplo: Si tomo todo el período, desde el inicio de la guerra abierta (bombardeo, invasión) en marzo 2003 hasta el mes de julio 2006, los investigadores de IBC e ICCC reportan un total de 56 mil 700 muertos, incluyendo las aproximadamente 6 mil bajas del ejército de Saddam Hussein en marzo y abril 2003; incluyendo las 2 mil 800 bajas de la coalición militar dirigida por Estados Unidos (total al cual aportamos 4 soldados salvadoreños muertos); incluyendo 3 mil 900 bajas de las nuevas fuerzas policiales y militares de Iraq; e incluyendo un aproximado de 44 mil muertos civiles (cifra que a su vez incluye insurgentes muertos, víctimas de acciones militares de todas las partes involucradas, víctimas de ataques terroristas y víctimas de la delincuencia). Es interesante el racionamiento de IBC de porque incluyen las víctimas de la violencia delincuencial: “Los muertos causados por acciones criminales resultan del colapso del sistema de law and order en consecuencia de la invasión de la coalición.” Y en Washington hablan de nation building, la construcción de naciones.

Regresando a la matemática: Todo el período de la invasión y de la subsiguiente guerra corresponde a 41 meses. Los 56 mil 700 muertos corresponden, entonces, a 1 mil 383 por mes y a 46.1 muertos por día. Otra vez, para hacerlo comparable con El Salvador, calculemos por día y millón de habitantes: en Iraq son 1.65 muertes violentas (por guerra, insurgencia, terrorismo y delincuencia). Nuevamente Iraq se queda corto en comparación con los 2.09 muertes violentas en El Salvador.

Si tomamos solamente en cuenta los últimos 19 meses (enero 2005 hasta julio 2006), la cifra iraquí baja sustancialmente: sumando bajas militares de la coalición y del Iraq, y las muertes civiles (que siempre incluyen insurgentes, víctimas civiles de operaciones militares, victimas civiles de ataques terroristas y víctimas mortales de la delincuencia), llegamos a un promedio de 31 muertos por día, o de 1.1 muertes violentas por día y millón de habitantes. Poco más que la mitad de la cifra salvadoreña.

Todavía me quedaron dudas y desconfianza. Aunque los sitios citados que proporcionan la información sobre las muertes civiles en Iraq están fuera de sospecha de querer esconder víctimas civiles. Por lo contrario, están vinculados con el movimiento que en Estados Unidos se opone a la intervención en Iraq. De todos modos, busqué más datos de otras fuentes, sólo para comparar: El prestigioso periódico St. Petersburg Times de Florida publica un estudio minucioso de todas las muertes violentas durante el mes de mayo del 2005: eran 1 mil 208, o sea 40 por día ó 1.43 por día y millón de habitantes.

Entonces, parece cierto: Es más peligroso vivir en El Salvador que en Iraq. A pesar de nuestros Acuerdos de Paz y a pesar de la guerra de insurgencia-contrainsurgencia que tiene lugar en Iraq.

Si esto es así, habría que exigir al presidente Tony Saca que amplíe nuestra presencia militar en Iraq. ¿Será que el Cuscatlán hubiera tenido más bajas si hubiera quedado en casa? ¿Será que tomando en cuenta todos los peligros que los acechan aquí -la violencia de las pandillas; la violencia contra las pandillas que a veces se vuelve violencia contra todo salvadoreño con aspecto de joven y de pobre; los motoristas temerarios y borrachos- los soldados están más seguros en Iraq?

Si es así, más que hablar bien de Iraq -país que sin duda alguna no está nada bien; por lo contrario- habla muy mal de El Salvador. Si estamos igual o peor que en Iraq, realmente hay que comenzar a tomar en serio nuestro problema de inseguridad, dejarnos de pajas y resolverlo.

Y para nosotros, los comunicadores, hay otra lección: La noticia no es, como apareció en La Prensa Gráfica: ”Iraq tuvo 8 mil muertos violentos a mitad de 2006”, sino más bien: “Iraq tiene mortalidad por violencia más baja que El Salvador”.

Posdata: Hay unas noticias que pueden talvez consolar a los iraquíes (si resienten que están perdiendo contra El Salvador) - o a los salvadoreños (en caso que estén preocupados que viven en un país más peligroso que Iraq). En los últimos dos meses –junio/julio 2006- los iraquíes lograron empatar con El Salvador, según datos del ya citado Iraq Body Count. Con 1 mil 800 cadáveres en julio. 60 por día, o sea 1.1 por día y millón de habitantes. Empate técnico. Pero, según un reporte de Naciones Unidas (Human Rights Report, UN Assistance Mission for Iraq, no empataron, sino ganaron los iraquíes (with a little help from their friends George W. Bush u Osama Bin Laden, respectivamente). La misión de Naciones Unidas en Iraq incluye, además de los muertos civiles reportados por todas las demás fuentes, adicionalmente datos del Instituto de Medicina Legal de Iraq sobre cadáveres no identificados en las morgues. De esta manera, las muertes violentas de los primeros seis meses del 2006 se aumentan de 8 mil a 14 mil 338. Serían 2 mil 389 muertos al mes; 79.65 muertos al día; 2.84 muertes violentas por día y millón de habitantes.

Si algunas estadísticas nos dan la ventaja, otras nos tienen empatados y otras les dan una leve ventaja a Iraq -en lo que a violencia fatal se refiere-, la conclusión es: estamos como en Iraq.

Enviar Imprimir
 
 
Consulte el buscador de Google y encuentre las notas publicadas en
El Faro
Google
Web www.elfaro.net
     
 

+ OPINIÓN

[ EDITORIAL ]
Por el año que comienza
El Faro
[ COLUMNA TRANSVERSAL ]
Gracias al barrio
Paolo Lüers
[ OPINIÓN ]
Consideraciones sobre la minería de metales en El Salvador
Andrés McKinley
[ OPINIÓN ]
Red Solidaria en la vorágine política
Cecilia Gallardo

[ OPINIÓN ]
 La reforma electoral y tareas de la Asamblea frente a las elecciones de 2009
Claudia Umaña

[DESDE LA ACADEMIA ]
EL AÑO HISTÓRICO DE 1968
Diez acontecimientos que cambiaron el mundo
(Parte VI)

Ricardo Ribera
[ EL MIRÓN ]
Los dos caminos de Ibero América

Luis Fernando Valero
[ DE AQUÍ, DE ALLÁ ]
Escribir el mismo artículo
Álvaro Rivera Larios
[ OPINIÓN ]
MUCHI XUJXUCHIT
De poesía náhuat salvadoreña
(Parte II de IV)

Rafael Lara-Martínez
[ OPINIÓN ]
Los editoriales de El Faro
El Faro

Plática con Santa Claus

 
 
 
Escribir carta
Leer cartas enviadas
 

 

                                                     Consulte el buscador de Google y encuentre las notas publicadas en El Faro
 

EL FARO.NET (Apartado Postal 884 , San Salvador, El Salvador)
Dirección: Bulevar del Hipódromo, Edificio 237, Cuarta Planta,
Zona Rosa, Colonia San Benito, San Salvador, El Salvador.C.A.
Teléfono:(503) 22 45 64 69, Teléfono-Fax:(503) 22 98 04 80
Todos los Derechos Reservados. - Copyright©1998 - 2006
Fundado el 25 de Abril de 1998