CANALES RSS
:: PUBLICIDAD ::





 

EL ÁGORA

10 años sin Armijo

El pasado 24 de marzo se cumplieron diez años del fallecimiento del polifacético escritor Roberto Armijo, miembro de la “Generación Comprometida”, un referente de la historia salvadoreña que combinó su prolífica obra literaria y su labor como catedrático en una universidad de París con sus labores diplomáticas como representante de la guerrilla durante la guerra civil.

Ruth Grégori. Imágenes cortesía Manlio Argueta
cartas@elfaro.net
Publicada el 26 de marzo - El Faro

  Enviar Imprimir  

Alfonso Kijadudrías - primer plano- De izq a der. Manlio Argueta, Roberto Armijo, Tirso Canales y José Roberto Cea. Foto de portada antología poética "De Aquí en Adelante" (1967).

En 2007 coincidieron en la misma semana el día internacional de la poesía (27 de marzo) y la conmemoración de los diez años del fallecimiento del escritor salvadoreño Roberto Armijo, en la fecha que se conmemora también el asesinato de Monseñor Romero (24 de marzo) .

Roberto Armijo (Chalatenango, 1937-París, 1997) formó parte de la “segunda ola” de la llamada “Generación Comprometida”, que en el ámbito de la poesía tuvo como figura descollante a nivel internacional a Roque Dalton y en la novela a Manlio Argueta. Con Dalton tuvo en común el exilio, pero a diferencia de él su participación política se decantó por la vía diplomática y no por tomar las armas.

Armijo fue un escritor polifacético: escribió poesía, teatro, novela y ensayo. “Cosa curiosa: pese a ser el “ensayista” de su generación, Armijo se definía como poeta. Su pasión por la poesía era el eje rector de su actividad literaria. Los 25 ensayos que componen este libro lo demuestran”, escribe Horacio Castellanos Moya en el prólogo de la compilación de ensayos que escribiera Armijo para la Revista “Cultura” publicada por la Dirección de Publicaciones e Impresos en 1999.

Algunas obras publicadas
  • La Noche ciega al corazón que canta, (poesía) 1959.
  • Seis elegías y un poema, (poesía) 1965.
  • Rubén Darío y sus intuiciones del mundo (Ensayo) 1968.
  • Jugando a la Gallina Ciega, (teatro) 1970.
  • Trilogía de Teatro de Roberto Armijo, (teatro) 1990.
  • El Asma de Leviathán (narrativa).
  • Los Parajes de la Luna y la Sangre (poesía) 1996.
  • Cuando se Encienda las Lámparas, (poesías) en prensa 1996.
  • El pastor de las equivocaciones (poesía) 1997.
  • Aventura hacia el país perdido (ensayo) 1999.

“Para Armijo la poesía lo era todo”, recuerda su compañero de generación Manlio Argueta, quien reconoce a su colega el “manejo meticuloso” y “puridad poética” que hace falta a las nuevas generaciones. “Armijo seguirá siendo un referente contemporáneo de primera línea por sus insumos de clasicismo universal en su poesía”, agrega. La obra poética de Roberto Armijo comprende 8 volúmenes, además de la antología “De aquí en adelante” que publicaran los miembros de su generación en los años sesenta.

Algunas de sus obras obtuvieron premios en diferentes géneros. “Francisco Gavidia, la Odisea de su genio (escrita junto con José Napoleón Rodríguez Ruiz), Primer Premio República de El Salvador, Certamen nacional de Cultura, 1965; “Eliot, el poeta más solitario del mundo contemporáneo”, Premio Único, Rubén Darío, Nicaragua, 1967; “Jugando a la gallina ciega”, Primer Premio Centroamericano de Teatro, 1969.

Publicó también una novela: “El Asma de Leviatán”. “Ellacuría dice, creo que en el prólogo, que nunca había recomendado una obra personalmente para que se editara, y esta obra la recomendó él personalmente, por la investigación que él había hecho”, recuerda Claudio Armijo, hijo mayor del escritor.

Armijo, solitario, en un camino de Francia (1972).

El escritor trabajaba como director de la librería de la Universidad Nacional de El Salvador (UES) cuando, en 1970, obtuvo una beca para estudiar dramaturgia en París. Dos años después, terminados sus estudios e intervenida y cerrada la UES, su beca es cancelada, y a él se le prohibe regresar a El Salvador. Reside en París hasta su muerte, aunque vuelve a El Salvador de visita cuando se firman los Acuerdos de Paz.

Las relaciones de amistad con reconocidos escritores que entonces residían en París, como el guatemalteco Miguel Ángel Asturias y el chileno Pablo Neruda, le ayudan para obtener una cátedra de historia y literatura latinoamericana en la Universidad de Nanterre. Las clases que preparaba para sus alumnos las escribía como ensayos.

Armijo militó en el Partido Comunista, del que luego se separó por “diferencias ideológicas”, según señala su hijo, Claudio Armijo, quien más tarde se incorporaría a la lucha armada en las filas del FMLN. Desde el exilio, el escritor y catedrático Roberto Armijo se convirtió en el representante del Frente Democrático Revolucionario en París.

Los funerales del prolífico escritor tuvieron lugar tanto en París como en El Salvador. En ambos sitios multitudes de amigos se acercaron para darle el último adiós.

Poema tomados del libro:
“El pastor de las equivocaciones”

Dante ne pouvait trouver dans
Sa patrie rèpublicaine un
Coin où reposer sa tète.
Gogol.

I

El pastor de las equivocaciones
no encuentra la piedra donde reposar su cabeza
Con sus puños golpea la puerta de la esperanza
y se entrega como un niño a jugar con un escarabajo en el césped
El pastor de las equivocaciones
regresa a su cuarto
Lee Las Mil y Una noches
y sale alucinado por las calles a buscar una lámpara de Aladino
de segunda mano
A medianoche sueña con un castillo
empotrado en una colina de piedra
Con el caballo de Rodrigo
que confundía con su cola los astros
Con la espada de Don Quijote con que gana las batallas
El pastor de las equivocaciones
comprende que para un idiota
una manzana es una manzana
que el rabo de un perro no es otra cosa que un rabo de perro
El pastor de las equivocaciones
vuela a patadas a su mundo imaginario.

III

De qué piedras
De qué barrancos
De qué polvos
y en qué país difícil me hicisteis
Ustedes son sencillos
laboriosos en sus vidas
¿Qué busco yo en este día
en medio de otros días difíciles?
Cae sobre París la lluvia
y estoy solo
Cae la nieve
y estoy solo
Caen mis zapatos en el barro
y estoy solo
En mi tiempo
Arde un azul imposible

Lea también:
  Recuerdos de familia
 

Roberto Armijo, poeta a pesar de todo

Enviar Imprimir  

 

Google

 
 
  + EL ÁGORA

10 años sin Armijo
Ruth Grégori

Lea también:
  Recuerdos de familia
 

Roberto Armijo, poeta a pesar de todo

Entrevista con Rebeca Dávila, nueva directora del CENAR
“El presupuesto de Concultura no será suficiente para el CENAR”
Ruth Grégori
El poema de la semana
Jorge Ávalos
COSMOS
Planetas enanos
Jorge Arturo Colorado
Lea también:
 

Mirar por la ventana

Elena de Alfaro, empresaria salvadoreña

 
 
 
 
Escribir carta
Leer cartas enviadas
 

 

                                                     Consulte el buscador de Google y encuentre las notas publicadas en El Faro
 

EL FARO.NET (Apartado Postal 884 , San Salvador, El Salvador)
Dirección: Calle El Mirador, Pasaje 11, No. 138 Col. Escalón. San Salvador, El Salvador.C.A.
Teléfonos: Redacción: (503) 2208 6752 - Fax: (503) 2208 6718
Ventas: (503) 2208 6687, Administración: (503) 2208 6685
Todos los Derechos Reservados. - Copyright©1998 - 2009
Fundado el 25 de Abril de 1998