CANALES RSS


 

NOTICIAS

Coronel Herberth Bayardo Inestroza, asesor jurídico del Ejército hondureño

“Cometimos un delito al sacar a Zelaya, pero había que hacerlo”

El principal asesor jurídico del Ejército hondureño admite que trasgredieron la ley al sacar al presidente Zelaya en un avión hacia Costa Rica, y que esa decisión la tomó la cúpula mlitar “para evitar un derramamiento de sangre”. El coronel Bayardo Inestroza dice que el presidente venezolano, Hugo Chávez, hace bien en temer de un francotirador en Honduras, y que el ejército de este país no podría convivir con un gobierno de izquierda.  Si Zelaya vuelve, dice, sería el final del estado de derecho en Honduras. Esta es la entrevista que el coronel Bayardo concedió a El Faro y el Miami Herald.

Carlos Dada y José Luis Sanz
cartas@elfaro.net
Publicada el 02 de juliol de 2009 - El Faro

Enviar Imprimir  

¿Como explica jurídicamente lo que ha pasado en Honduras?
Desde antes estábamos asesorando al jefe del Estado Mayor Conjunto. Desde mediados de abril.

¿Asesorándolo para qué?
Para que no fuera a comprometer a las Fuerzas Armadas en una probable orden ilegal que podía emitir el Ejecutivo

¿Qué les hacía pensar en abril que les podían dar una orden de ese tipo?
Por la situación que se venía dando desde el convenio con Venezuela sobre el ALBA y la firma en la plaza de La Libertad, en la que estuvieron jefes militares en una ceremonia política. Y una comparecencia más del Ejecutivo que, en vez de que estuviera el ministro o el viceministro de Defensa, estuvo el subjefe del Estado Mayor Conjunto. Eso no era normal, porque la parte política la manejan el ministro y el viceministro, nosotros solo vemos la parte operativa.

¿Y le manifestaron su inconformidad al presidente Manuel Zelaya?
Mi obligación no era decirle al presidente Zelaya. Mi obligación era decírselo al jefe del Estado Mayor Conjunto.

¿Y qué le respondió?
Él era consciente, pero tenía que esperar a que en determinado momento le dieran las órdenes para tener una suficiente base legal y responder. Es que no hay que ser tan inteligente para darse cuenta de lo que ha sucedido en Bolivia, Ecuador y Venezuela, para saber qué es lo que viene. En esos países han establecido control sobre el ejército, y controlando el ejército se da lo demás.

“El señor Presidente estaba utilizando a la Fuerza Armada como una herramienta política;
y el hecho de llegar
por el voto a la presidencia no le da derecho
a delinquir.”

Coronel Herberth Bayardo Inestroza,
asesor jurídico del Ejército hondureño

Desde entonces ustedes ya evaluaban el riesgo de tener a Zelaya como presidente…
… No. Nosotros evaluábamos la situación y existía un alto riesgo de que el presidente diera una orden illegal al jefe del Estado Mayor. Con el presidente Zelaya mantuvimos una excelente relación. El problema se da cuando él da esa orden ilegal de emplear las Fuerzas Armadas para apoyar el proceso de la encuesta. El 27 de abril nos reunimos con el señor presidente. El 26, en la tarde, le presenté al jefe del Estado Mayor Conjunto una opinión que concluía que jurídica, ética y moralmente no era posible proporcionar apoyo porque el artículo 272 nos da un papel de garantes de la Constitución, de la alternabilidad en el ejercicio de la presidencia. Y nosotros como soldados no estamos subordinados a una persona, sino al cargo, a la ley. Y el presidente Zelaya nos dijo que no nos iba a meter en ese problema, y nos mintió. ¿Ustedes han visto cómo miente en los medios de comunicación? Igualito, él nos engañó a nosotros.

Porque después los metió…
… Sí. Fue el 28 de mayo. Íbamos en una actividad ecológica, el jefe del Estado Mayor Conjunto recibió una llamada de emergencia y mandaron un helicóptero a recogerlo. Su sorpresa es cuando le dicen que van a tirar un decreto Ejecutivo que ordena a la Fuerza Armada que apoye esa actividad. Eso no era lo que se había hablado con el presidente. El presidente quiso jugar con nosotros. El lunes, a las 7 de la mañana, le entregamos la otra opinión al jefe del Estado Mayor diciéndole que no se podía cumplir esa orden porque era ilegal. Ya el Ministerio Público había presentado un requerimiento al juzgado de lo contencioso Administrativo y éste falló que la encuesta era ilegal. Le envían una comunicación tanto al ministro como al jefe del Estado Mayor Conjunto de que no se podia cumplir esa orden. El viernes 26 de junio le cambiaron de nombre a “Encuesta ciudadana” para convocar a una Constituyente. Publicaron la Gaceta Oficial a media noche.

Y llegamos al 24 de junio.
Sí, era la fecha tope para apoyar eso. Nos apersonamos a Casa Presidencial con la Junta de Comandantes y se le dijo al señor Presidente oficialmente que la orden no se iba a cumplir porque era ilegal. Hay un principio que se llama obediencia debida, que está claramente establecida en el artículo 24 del Código Penal que indica que ningún ciudadano civil o militar está obligado a cumplir órdenes ilegales. La orden que se imparte tiene que ser legalmente válida. Al no cumplir esos requisitos la orden que el presidente daba y que contrariaba a todo el estamento jurídico del Estado se le dijo que no se iba a cumplir; y él, en una conferencia de prensa, destituyó al jefe del Estado Mayor Conjunto. La Junta de Comandantes en pleno puso a disposición su cargo al señor Presidente.

¿Usted también?
No, porque yo no estaba en esa reunion. Si no, se lo hubiera puesto a disposición también. Pero los comandantes le renunciaron ahí, y cualquier oficial que él hubiera nombrado en cualquier grado no lo iban a recibir. Para nosotros el jefe del Estado Mayor Conjunto seguía siendo el que teníamos.

Pero el Comandante en Jefe seguía siendo el Presidente de la República.
Pero estaba fuera de ley.

Solo en una orden específica, coronel.
En todo el estamento jurídico del Estado. Debería usted investigar la historia de todos los desastres que hizo él en el país.

Es decir que el Ejército en pleno veía con recelo a este presidente
Sí. Porque el señor Presidente estaba utilizando a la Fuerza Armada como una herramienta política, y el hecho de llegar por el voto a la presidencia no le da derecho a delinquir.

Pero cuando usted me dice que el 24 de junio le presenta la renuncia y que a quien él hubiera nombrado no lo hubiera recibido, significa que ya era irreconciliable la posición del Ejército…
Claro, porque sabíamos cuál era la intención de ahí para allá. Ya estábamos claros.

¿Cuál era la intención?
Llegar hasta las últimas consecuencias con esa encuesta. Y él no podia ver más para adelante.

“¿Qué era más beneficioso, sacar a este señor
de Honduras o presentarlo
al Ministerio Público
y que una turba asaltara
y quemara y destruyera,
y que nosotros tuviéramos que disparar?”

Coronel Herberth Bayardo Inestroza,
asesor jurídico del Ejército hondureño

¿Usted estuvo en una reunión el sábado cuando deciden arrestar al presidente?
Es que hubo una orden de la Corte Suprema de Justicia. Yo me enteré el sábado por la noche, pero el documento lo emitieron el viernes. La Corte ordena a las Fuerzas Armadas confiscar todos los materiales relacionados con esta encuesta. Esa es la orden inicial que nos dan a nosotros. Ya ellos tenían la orden de captura lista y la entregaron la noche del sábado.

Pero Micheletti se reunió con la cúpula militar.
Nosotros no nos reunimos con Micheletti ni jueves ni viernes. Yo, por lo menos no.

¿Ni la cúpula militar?
Ah, bueno, eso ya es otra cosa, pero yo no he estado en ninguna reunion ni puedo dar fe de una reunion de la junta de comandantes, porque no estuve ahí. Mi función como asesor jurídico es asesorar al jefe del Estado Mayor Conjunto. Yo estuve cuando entregaron la orden de parte de la Corte Suprema de Justicia.

Y supongo que se reunieron a medir las consecuencias.
Ya esa parte ya no la puedo tocar por situaciones que ustedes conocen…

… ¿No?
O que ustedes se imaginan…

… Tampoco.
Bueno…

¿Y cómo justifica legalmente llevarse al presidente en un avión?
El viernes el presidente a la cabeza de una turba asaltó la Fuerza Aérea para llevarse un material que había confiscado el Ministerio Público. El comandante de la Fuerza Aérea tenía dos opciones: disparar a la muchedumbre o abrir los portones. Uno como soldado mide qué pesa más y eso en derecho se llama Estado de Necesidad. Aunque no nos gustó que se invadiera la Fuerza Aérea, el comandante tomó la decisión acertada, porque midió las consecuencias de cualquier otra decisión. Cuando decidimos sacar a este señor del país se hizo en una situación similar. ¿Qué era más beneficioso, sacar a este señor de Honduras o presentarlo al Ministerio Público y que una turba asaltara y quemara y destruyera, y que nosotros tuviéramos que disparar?

Dice “nosotros tomamos la decisión…” ¿Quiénes la tomaron?
Yo hablo del conjunto de la Fuerza Armada. La decisión de sacarlo a Costa Rica la tomamos nosotros como Fuerza Armada. La Junta de Comandantes.

¿Y el general Romeo Vázquez estaba ahí?
Sí, claro. Medimos las consecuencias de lo que iba a suceder si nosotros lo déjábamos en el país. Medimos los riesgos y lo que podia suceder.

Hay una orden de la Corte Suprema y ustedes actúan en función de esta orden, pero cuando deciden sacar al presidente del país lo hacen por encima de todos los estamentos jurídicos del Estado.
Claro, pero porque era para el bienestar del Estado. Ese Estado de Necesidad que le digo es un eximiente en el Código Penal, artículo 24. Analizamos la situación jurídicamente y se le dijo al general que era más conveniente sacar a ese señor.

¿Cuándo se toma esta decisión?
El domingo en la madrugada, cuando ya estaba en marcha la operación.

Cuando ustedes deciden ir a capturar al presidente, ¿quién es la cabeza del Estado?
Obviamente hay un vacío de poder. Por ley quien lo tiene que suceder es el presidente del Congreso, y nosotros en ningún momento asumimos funciones de poder porque tanto la Corte Suprema que había dado la orden como el Ministerio Público y el Congreso Nacional estaban encima de la situación.

Esa decisión de sacar al presidente Zelaya del país tiene consecuencias políticas y jurídicas, y la Fuerza Armada se abrogó la facultad de tomar una decisión que iba a tener este tipo de consecuencias.
Son riesgos que se tienen que correr. Si lo hubiéramos dejado acá ahorita estuviéramos enterrando un montón de gente. Pero las personas que lo ven de afuera lo ven de otra manera. Por ejemplo, este señor Insulza toma una decisión, cuando Chávez ha hecho un montón de cosas en Venezuela y la OEA no ha dicho nada.

¿Se da usted cuenta de que para la comunidad internacional el punto de ruptura es cuando el ejército llega a la casa del presidente de la República y lo rapta y lo pone en un avión?
No, no se le rapta. Hay un juez ejecutor.

No, el juez les pide literalmente ponerlo a la orden de la autoridad correspondiente.
Pero había que correr ese riesgo, sopesando los peligros de lo que aquí iba a suceder.

¿Usted dice que por evitar un derramamiento de sangre desobedecieron esa orden de la Corte Suprema?
Correcto.

¿Así es?
Así es. Mire, la Corte lo debería haber inhabilitado porque el presidente ya no respetaba a nadie aquí. Públicamente acusaba al presidente del Congreso de estar drogado. Amenazaba públicamente al Fiscal del Estado. Estaba totalmente fuera de orden. ¿Qué se puede esperar de una persona en ese estado? Pensar que a ese señor lo tuvimos como Comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas… Nos da frío. Esa es la realidad. Sé que es complicado para ustedes entender esto, pero así es.
Nosotros somos hombres de principios, hombres de honor. Fue una decisión dolorosa dar ese paso.

Pero coronel, ese señor que usted dice que les da frío tenerlo de comandante fue electo por el pueblo para ser presidente.
Él es de un partido de centro izquierda y empieza a dar el giro a partir de que el año pasado el presidente Chávez lo pone en evidencia públicamente.

¿Alguien dudó de la decisión de sacarlo del país? ¿Alguien?
No, nadie dudó.

Zelaya dice que con los soldados que entraron iban civiles encapuchados
No es cierto.

La canciller dice lo mismo.  ¿Por qué procedieron contra la canciller? ¿También había orden de captura?
Sí, claro.

¿Y a ella de qué la acusaban?
Mejor diga de qué no la acusaban, porque qué no hizo esta gente…

… ¿Y dónde está esa orden de captura?
En su momento van a salir todas esas órdenes de captura.

¿Por qué cree que la comunidad internacional le llama Golpe de Estado a esto?
Porque no entienden lo que ha pasado en Honduras. Para que haya un golpe de Estado se tiene que romper el orden constitucional, y aquí no se ha roto.

El Fiscal General Adjunto ha anunciado que se ha abierto una investigación a quienes dieron la orden de sacar al presidente Zelaya del país.
Es un procedimiento normal. En su momento nos van a llamar a nosotros y cuando ellos se encuentren con eso…

“Oyeron al presidente (Micheletti) diciendo
que al bajarse él del avión, íbamos a capturar a Zelaya. Lo que vamos a hacer
es apoyar a la Policía
para que lo capture,
así de sencillo, porque
en ese momento va a ser
la Policía quien lo va
a capturar.”
Coronel Herberth Bayardo Inestroza,
asesor jurídico del Ejército hondureño

… ¿No los han llamado aún?
No, pero van a hacer los requerimientos. Para el caso, yo recibí cuatro citatorios para otros tantos oficiales de la Fuerza Aérea por la invasión del presidente a la Fuerza Aérea. Porque independientemente de la medida y las razones por las que se haya tomado, siempre existe el delito. Lógicamente en el momento en que ellos analizan, van a considerar las condiciones en que se cometió el delito y van a ver qué pesa más, si el hecho de que hayan ingresado y hayan invadido y hayan sustraído o secuestrado el material que estaba bajo la custodia de la Fuerza Aérea o que se hubiera empleado la fuerza para defenderlo y matado a un montón de gente.

Si las autoridades civiles consideran al final de esa investigación que la Fuerza Armada incurrió en un delito...
… Nos deducirán las responsabilidades que corresponde, de conformidad a la ley.

¿Y ustedes están dispuestos a aceptarlo?
Claro que sí. Estamos sometidos a la ley. Tenga la completa seguridad. Nosotros sabemos que van a llegar requerimientos. No han llegado, pero van a llegar. Porque sabemos que ahí hay un delito. En el momento en el que nosotros lo sacamos del país en la forma en que se sacó hay un delito. Lo que pasa es que ese delito, en el momento en que se conozcan las circunstancias en que se dio, va a haber una justificación y un eximente que nos va a proteger. Esa es la diferencia.

Así como nos ha pintado la imagen del presidente Zelaya que tiene el Ejército, eso complica mucho más la posibilidad de un eventual retorno.
Claro que sí. Ustedes oyeron al presidente diciendo que al bajarse él del avión lo íbamos a capturar. Nosotros lo que vamos a hacer es apoyar a la Policía para que lo capture, así de sencillo, porque en ese momento va a ser la Policía quien lo va a capturar.

¿Y si deciden retirar la orden de captura?
No se va a retirar.

¿Y si lo deciden? Porque les compete a la Corte Suprema y a...
… No se va a retirar. La orden de captura ya está tirada internacionalmente por Interpol y por todos los medios.

Pero si hay un acuerdo político para que se amnistíe al presidente Zelaya o a través de instrumentos legales como un amparo...
… Para eso lo tienen que capturar y luego seguir su debido proceso.

¿Aceptarían un acuerdo político para que regrese Zelaya?
No sabría contestarle, porque no me corresponde tomar esa decisión. Sinceramente... no sé qué se haría. Si eso llega a suceder eso va a ser el principio del fin del Estado de Derecho en Honduras. Porque él no va a cambiar, va a seguir con sus ideas izquierdistas. Él lo tiene claro. Si esa encuesta de opinión se hubiera realizado el domingo, con el resultado ellos legitimaban el proceso, y a las 18 horas del mismo domingo 28 instalaban la Constituyente. Y una vez instalada disolvían el Congreso y la Corte Suprema, destituían al Fiscal General y descabezaban los mandos de las Fuerzas Armadas. Lo mismo se ha hecho en otros lados.

Probablemente si el presidente Zelaya hubiera hecho eso ahora sería él el que estaría...
… No. A la comunidad internacional no le interesa eso. Lo ha hecho Chávez, lo ha hecho Correa, lo ha hecho el otro allá... Y nadie ha dicho nada. Nadie ha dicho nada. Chávez acaba de extraditar al alcalde de Caracas, que es elegido por votación popular, y ha nombrado un alcalde él. ¿Y quién le ha dicho algo? Nadie. Sencillamente nadie. Ha confiscado distintas empresas, de diferentes rubros, de diferentes países, y nadie ha dicho nada. Ha confiscado medios, ustedes lo saben, y nadie dice nada.

¿Y aquí ustedes no han hecho lo mismo con medios de comunicación?
Nosotros no hemos confiscado.

Los han cerrado.
Solo hubo dos medios. Radio Globo, que ya está en operación y Canal 36, que ya está por entregarse pero los dueños del canal dijeron que no lo van a recibir. Ya la fiscalía está al tanto del caso.

¿Y por qué lo hicieron?
Se tomó la medida por la situación en que estábamos.

¿Pero por qué esos medios?
Por la postura que habían tomado. En ese momento, si hubiese habido algún levantamiento que ellos hubieran promovido habría sido terrible. Nosotros lo que cuidamos en todo momento fue que no hubiese muertos. Y gracias a Dios no los hubo.

“Hugo Chávez debe tener miedo, claro. Porque nos faltó al respeto a todos.
Nos trató de gorilas y todo. Yo no entiendo cómo un golpista puede tener moral de insultarlo a uno."

Coronel Herberth Bayardo Inestroza,
asesor jurídico del Ejército hondureño

¿Se siente más cómodo el ejército con un Comandante en jefe de derecha que con uno de izquierda?
Nosotros en 1980, yo era subteniente, combatimos los movimientos subversivos acá y fuimos el único país que no tuvo una guerra fratricida como los demás. Difícilmente nosotros, con nuestra formación, podemos tener relación con un gobierno de izquierda. Eso es imposible. Yo personalmente me hubiera retirado, porque mi pensamiento, mis principios, no me hubieran permitido comulgar con eso.

¿Y Zelaya no es de izquierda?
Él es de una izquierda de mentiras, porque es un ganadero de la zona sur que ha vivido siempre acomodado. Lo que pasa es que aprovechó la coyuntura de los petrodólares, pero está acostumbrado a vivir cómodamente, como un burgués. Desgraciadamente, se había abocado a eso.

¿Ve difícil que Zelaya vuelva al país?
Imposible. Si él es inteligente no va a regresar a Honduras. Ya Chávez dijo que no venía a Honduras y dijo por qué, y ustedes lo saben: dijo que tenía temor a un francotirador.

¿Y debería tener temor a un francotirador?
Cuando vino acá nos insultó a todos, y el gobierno lo permitió.

O sea, que sí debe tener miedo a un francotirador.
Debe tener miedo, claro. Porque nos faltó al respeto a todos. Nos trató de gorilas y todo. Yo no entiendo cómo un golpista puede tener moral de insultarlo a uno.

Zelaya hizo en Panamá un llamado al ejército. Les pidió que no se metan en un pleito político, porque perjudican al pueblo. ¿Qué tiene que decir a eso?
Ese señor es un mentiroso. Siempre tiene un doble discurso. Cree que puede manipular al ejército. Él creyó que podía manipular al ejército, y ese fue su error.

¿Están ustedes resentidos con la comunidad internacional?
Nosotoros, no. La sociedad hondureña en general está dolida con la comunidad internacional porque se han puesto a juzgar un país sin saber lo que aquí sucedió y lo que iba a suceder.

¿Está usted de acuerdo en que cuesta entender una acción militar en la que un presidente es sacado de su país?
Cuesta entenderlo, claro. Pero nosotros preferimos correr ese riesgo a que él instalara una Asamblea Constituyente en el país, porque hubiera cambiado la forma de gobierno y todo lo demás.

Cuando dice “preferimos”, ¿a quienes se refiere?
A la Fuerza Armada. Porque no fue una acción de dos o tres personas. Estaba respaldada por todos los que estaban detrás. El presidente se equivoca cuando dice que el ejército está dividido.

Lo que dice suena a un golpe militar.
No, lo que quiero decir que estábamos unidos en la decisión de acatar la orden. Los menos interesados en llegar a esa situación éramos nosotros. Nuestro jefe del Estado Mayor trató de convencer a los diferentes sectores políticos sociales, del Estado, de que había que dialogar, y el único que se opuso fue el señor que estaba en casa presidencial.

Viendo las consecuencias, la retirada de embajadores, etc... ¿Piensa que se pudo hacer de una manera mejor?
No. personalmente estoy convencido de que fue la mejor decisión que se pudo haber tomado. Con ese señor no había otra solución.

Da la impresión al escucharle de que el ejército es el único que se dio cuenta de lo que sucedía.
No es que solo nosotros éramos, la sociedad sabía. Pero nosotros nunca nos pronunciamos sobre eso. El primero que se pronunció fue el fiscal general.

¿Y si al final se dan las condiciones para que Zelaya regrese a la presidencia?
Yo pido la baja y me voy del país, porque nos van a perseguir igual que los políticos que han estado involucrados en esto.

Enviar Imprimir  
 
 
Google

 
 
  + NOTICIAS
El primer intento de Zelaya y el primer muerto
Carlos Dada
América completa da la espalda a Honduras
El Faro
Entrevista con Nelson García, viceministro de transporte
La ley más violada en este país es la de tránsito”

Rodrigo Baires Quezada
Insulza pide a OEA suspender a Honduras
El Faro
Cardenal Maradiaga pide a Manuel Zelaya no regresar a Honduras
Carlos Dada
Honduras se retira de la OEA y agrava la crisis
Carlos Dada
Derecha salvadoreña justifica deposición de Zelaya
Daniel Valencia y Carlos Martínez

Lea además:
Rodrigo Ávila, ex presidente del COENA
“Yo no hubiera cerrado la frontera con Honduras”
Coronel Herberth Bayardo Inestroza, asesor jurídico del Ejército hondureño
“Cometimos un delito al sacar a Zelaya, pero había que hacerlo”
Carlos Dada y José Luis Sanz
René Hernández Valiente, ex magistrado de la sala de lo Constitucional
“Si no hay Sala de lo Constitucional es porque hay ignorancia, no hay voluntad política o quieren continuar entrampando esto”

Sergio Arauz
Aumenta presión internacional a gobierno de facto hondureño
El Faro
Honduras bajo estado de sitio “parcial”
El Faro
Micheletti intenta justificar el derrocamiento de Zelaya
Carlos Dada
OEA da ultimátum a gobierno de facto hondureño
El Faro
Asamblea Legislativa acuerda dejar acéfala la Corte Suprema de Justicia
Jimena Aguilar, Sergio Arauz y Daniel Valencia

Lea además:
Las dos caras de Honduras
Carlos Dada
Zelaya confirma su regreso a Honduras pese a amenazas de ser detenido
El Faro
Naciones Unidas exige la restitución inmediata de Manuel Zelaya
El Faro
La batalla anacrónica de Tegucigalpa
Carlos Dada
Comunidad internacional acuerda ahogar a gobierno golpista de Honduras
El Faro
Policía y ejército hondureños arremeten contra manifestantes
El Faro
Tegucigalpa con los ojos vendados
Carlos Dada
Ejército bota a presidente de Honduras
El Faro
Lea además:
Magistrados baratos y ya sacados buscan Arena, PCN y PDC
Sergio Arauz/Daniel Valencia
 
 
 
Escribir carta
Leer cartas enviadas
 

 

 

                                                     Consulte el buscador de Google y encuentre las notas publicadas en El Faro
 

EL FARO.NET (Apartado Postal 884 , San Salvador, El Salvador)
Dirección: Calle El Mirador, Pasaje 11, No. 138 Col. Escalón. San Salvador, El Salvador.C.A.
Teléfonos: Redacción: (503) 2208 6752 - Fax: (503) 2208 6718
Ventas: (503) 2208 6687, Administración: (503) 2208 6685
Todos los Derechos Reservados. - Copyright©1998 - 2009
Fundado el 25 de Abril de 1998